MARCAS DE MODA Y LUJO EXPERIENCIAL

El comprador de productos de lujo quiere ir un paso más allá y ya no se conforma sólo con la exclusividad o la excelencia que supone poseer un producto o servicio de lujo, sino que busca vivir y disfrutara través de experiencias de consumo de lujo. Es lo que llamamos «experiencialización del lujo» o lujo experiencial.

EXPERIENCIA DE YOGA EN LA GRAN MURALLA CHINA

¿CÓMO DEFINIR EL LUJO EXPERIENCIAL?

Se trata de ayudar al cliente a que se sumerja dentro de un producto, bien o servicio de lujo mediante la participación completa de los sentidos emocionales y sensoriales, buscando un nexo de unión entre marca y cliente a través de una vivencia memorable para ambos, con el vínculo emocional que les haga fomentar la lealtad a la marca y a futuras experiencias de compra.

Con la revolución digital, y gracias a las redes sociales, el dónde, cómo y cuándo se ha estado tiene más relevancia que nunca no sólo para el cliente sino también para la identidad de marca, por tanto, las experiencias exclusivas que se han podido vivir de primera mano, cuentan más que nunca, de ahí que las marcas de alta moda apuesten por el lujo experiencial.

RELAX EN UN RESORT DE LUJO

La primera marca de lujo de moda que llevó su experiencia de marca fue Armani a través de la hostelería de lujo como estrategia de diversificación, a la que posteriormente se sumarían otras marcas como Bvlgari, que cuenta con seis hoteles (Milán, Londres, Dubái, Bali, Pekín, Shanghai) y tiene prevista la apertura en los próximos años de tres nuevos hoteles en París, Moscú y Tokio.

HOTEL BVLGARI EN DUBAI

Otros diseñadores y marcas que también colaboraron con hoteles de lujo con o sin cadena propia han sido Versace, Christian Lacroix, Ferragamo, Maison Martin Margiela, Moschino, Tommy Hilfiger, Karl Lagerfeld, Oscar de la Renta, Kenzo, Dior o Diane Von Furstemberg.

SUITE DIOR, HOTEL MAJESTIC BARRIERE EN CANNES

La última gran apuesta del principal grupo de lujo del mundo LVMH, ha sido con la compra de la cadena hotelera Belmond. LVMH quién ya contaba en su haber con la cadena hotelera Cheval Blanc, con establecimientos en lugares tan exclusivos como Maldivas, Courchevel o St. Barths.

OSTERIA GUCCI, FLORENCIA

La unión entre el lujo y gastronomía ha dado como resultado importantes resultados, como por ejemplo la Osteria Gucci, en Florencia, de la mano del chef triestrellado Massimo Bottura. En Tokio existe un restaurante Bvlgari, se puede tomar un café en la tienda de Tiffany en Nueva York o endulzarse en la pastelería de Prada en Milán (Pasticceria Marchesi, exquisita).

POLO BAR RALPH LAUREN

Se puede comer en el restaurante de Alain Ducasse en la boutique Chanel de Tokio, en los restaurantes que Ralph Lauren tiene en París, Nueva York o Chicago, o bien tomarse una copa en el club de Roberto Cavalli en Dubái o Milán. La última firma de alta moda que se ha sumado a la gastronomía ha sido Jacquemus con Citron & Caviar Kaspia en París.

DUBAI MARINA

En breve, no sólo tendremos la posibilidad de vestir de Elie Saab, sino la posibilidad de disfrutar de apartamentos o áticos de lujo diseñados por el prestigioso diseñador libanés, quién va a colaborar con el grupo Emaar, empresa constructora del Burj Khalifa, para desarrollar el interiorismo de la torre Eliee Saab en Emaar Beachfront con vistas a The Palm y Dubai Marina.

FLAGSHIP STORE LOUIS VUITTON EN SINGAPUR

Otro aspecto importante a tener en cuenta es que el formato boutique de lujo ha evolucionado apostando por flagship store, concebidos  como espacios innovadores para ir un paso más allá en la experiencia de compra y que esta sea con atención personalizada única, memorable y exclusiva a través de los cinco sentidos,  ofreciendo todo aquello que necesita el cliente antes de adquirirlo ya sea a través del arte, cultura o el ocio.

Armani, Bvlgari, Chanel, Dior, Elie Saab, Flagship Store, Gucci, Lujo, Lujo experiencial, LVMH, Moda y lujo experiencial, Prada

¡Agrega el lujo a tu bandeja de entrada!

Para estar al día de todas las novedades y actualizaciones exclusivas de contenido sobre bienes o experiencias de lujo: